Seguidores

miércoles, 3 de octubre de 2012

Otoños y te quieros

¿Qué esperabas? 
Cuando yo era pequeño, el cardiólogo se lo dijo a mi mamá: "Su niño tiene el corazón muy grande"

De mis branquias, ni palabra. Ni siquiera un gesto que hubiese despejado las dudas de mi incrédula mamá.


22 comentarios:

  1. Quizás un: No es diferente, es "especial", también la habría consolado.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Me gusta que pienses en ella en tu comentario. !No sabes cuánto!

      Eliminar
  2. ... no no no.. perdón pero yo ya no puedo opinar nada mirando esas manos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si vieras mis branquias, !tan rositas ellas!

      Eliminar
  3. Que qué esperaba? Esperaba que aparecieras... Con corazón y branquias... y dentro del agua.


    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Una vez, hace ya tiempo, le escribí a una chica una frase que le encantó. Me miró y me dijo que era precioso, lástima que lo estropeara con aquella maldita "h". Desde entonces sé que "hechar" de menos es sin "la muda".

      Eliminar
  4. Mis auroras boreales acuaticas.

    ResponderEliminar
  5. me encanta este momento "creación del universo", en plan demiurgo cromático, con los platos de cocina de fondo. es una teoría del génesis que me convence mucho más que la tradicional! genial

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Juajuajuajua. Después de casi doce horas en el curro, al llegar a casa y leer tu comentario me he hartao de reir.

      Eliminar
  6. Yo siempre supe que tienes un corazón muy grande, tal vez por eso te salieron las branquias. Me ha encantado el vídeo.

    Un abrazo de colores

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi mamá me llevó al cardiólogo pq decía que se me notaba como bombeaba el corazón bajo la piel. La respuesta del galeno, siempre me pareció maravillosa.

      Eliminar
  7. El dibujo acuatico no le ha salido del todo logrado.

    El medico hizo una exploración rutinaria. No está preparado para personas especiales.

    ¿Las usas para algo?

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las branquias se utilizan para respirar bajo el agua. No hay truco en mis palabras.

      Eliminar
  8. Nadie conoce a nadie.

    Besos Isla.

    Pd.: si supieras qué prontito se ha dormido... Ni ha querido que me tumbara junto a ella como hago todas las noches al acostarla. Bajo su almohada hay dos dientes y una nota escrita por su tata (ella aún no sabe escribir muy bien). La ilusión y la ingenuidad de mis peques me emociona. Es simplemente genial. :)

    GRACIAS!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mañana no hará falta despertarla. La mamá merece tb un bonito detalle. Disfruta de ella y de su maravillosa ingenuidad.

      Eliminar
  9. Lo bueno es tener un corazón de ceniza.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. En tu mundo los ojos son de hueso, el corazón de ceniza, las sombras de mercurio y los labios de acero.

      Eliminar
  10. Se te echaba de menos, quince días sin saber de tí. Esas branquias necesitaban descanso????

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Las branquias necesitan agua. Las bajas presiones son mi amigas. Mándame una borrasca, anda!

      Eliminar

Ecos en La Isla